A medida que su estado de ánimo puede afectar a su peso




Incluso si su peso está muy influenciada por la cantidad que come, en relación a la cantidad de ejercicio que haga, no puede escapar el hecho de que su estado emocional puede tener un impacto significativo en sus hábitos alimenticios y el ejercicio, lo que afecta, entonces su peso. Cuando su estado de ánimo es bajo a veces dejar de cuidar de sí mismos, que por lo general significa que su dieta se deteriora y que deje de hacer tanto ejercicio. Se termina consumiendo más calorías de las que quema, lo que se traduce en un aumento de peso. En el otro extremo de la escala, cuando se encuentra en un estado de ánimo positivo, a menudo es mucho más fácil de ejercer el control de sus hábitos alimenticios.


Por lo tanto, si usted está en un buen o mal humor, que definitivamente puede afectar su peso. Es una sociedad en la que hay una gran cantidad de presión sobre usted para tener éxito y cuando usted se siente que usted está teniendo, la comida es un estado conveniente de la mente - no es ilegal para un comienzo! Lo 'también es barato y abundante y comer no provoca el tipo de retroalimentación negativa es probable que obtenga si usted bebe demasiado o empieza a fumar delante de otra persona. Comer por lo general lleva a su estado de ánimo porque la comida que usted elija es por lo general lleno de azúcar, sal, grasas y productos químicos que le dan sabor a poco .




El problema es que este tipo de alimentos tiende a ser altamente calórica y de la combinación de ingredientes que terminan anhelando más. Si deja de preocuparse por su peso y apariencia sólo puede seguir de borrachera en la comida chatarra porque comer distrae caloríficos usted de otras preocupaciones que tenga. Sin embargo, si usted no hace ejercicio suficiente para contrarrestar las calorías adicionales que, sin duda, pila en las libras. Esto sólo hará que usted se sienta peor y así puede usted recurrir a la comida de nuevo para elevar su estado de ánimo, lo que hace las cosas peor, que te hace comer más y así es como continúa el ciclo.


El control del peso requiere esencialmente para mantener un ojo en su dieta, de manera que son capaces de mantener su consumo de calorías a un nivel que satisfaga sus necesidades calóricas. Desafortunadamente, no podemos rechazar completamente su estado de ánimo de sus hábitos alimenticios, ya que es probable que tenga una conexión emocional con la comida que hace que sea más difícil mantener el control en todo momento. La vida puede ser estresante, y si se trata de alimentos que se levanta por la presión, entonces va a afectar a su peso. Tal vez, esta es una de las razones por las que muchas personas están luchando para mantenerse delgada en este momento.




Deja un comentario